blog | 18 diciembre, 2005

La derecha infla a Humala

ILE

El diario Correo ha venido llevando una campaña de desprestigio contra su “cuco” Humala sin haber logrado su objetivo. No obstante haberlo calificado de fascista, sus simpatizantes llenan plazas en miles. Esto demuestra que estando informado el electorado no hace caso de las editoriales y titulares de Correo. Se observa a leguas que la campaña mediática organizada por la derecha ha resultado ser ruinosa a las aspiraciones de Lourdes Flores.

La derecha acusa y recusa al enemigo sin enfrentarse ideológicamente. Saca documentos, lanza adjetivos, alardea de su vocabulario, pero nada logra. Hace lo mismo que la oposición en Venezuela, Argentina, y Cuba, que atacan al líder pero no a sus desastrosas ideas. Los candidatos derechistas nada nuevo proponen. Quieren estabilidad de las reglas de juego, es decir, más estatismo. En estas circunstancias la derecha demuestra no estar a la altura de su enemigo.

Al nacionalismo se le combate con las mismas técnicas políticas pero con ideas heterodoxas. Si Humala dice en mítines que va quitar las exoneraciones a las mineras, la derecha debería proponer ampliarlas a todas las actividades económicas. Si Humala dice que quiere acabar con el neoliberalismo, la derecha debería acabar con el estatismo. Si Humala dice que no va firmar el TLC con EEUU, la derecha debería decir que va firmar un TLC con los peruanos. Si Humala propone una Asamblea Constituyente, la derecha una constitución para reducir las funciones del estado.

Nada de esto lo va a realizar por que la derecha es parte del problema. Prefiere dejar las cosas como están, y calificar a Toledo como el mejor presidente de la historia. Si esta es la respuesta de la derecha esta perdida como alternativa. El electorado quiere deflación, más consumo, ingresos, por consiguiente, menos impuestos, regulaciones y horas de trabajo. Ninguna estabilidad económica. Como la derecha ofrece el inmovilismo, Humala ofrece cambios.

Las plazas y calles no piden planes de gobierno sino mensajes cortos pero heterodoxos. Si el neoliberalismo de los noventa es lo que combate Humala, la derecha debería desinflarlo con más libre empresa, libre mercado, y privatizaciones populares.

Por Jose Luis Tapia, Director de ILE y economista.

Entradas Recientes