blog | 11 mayo, 2018

MEF no aprende

ILE

José Luis Tapia, Director de ILE.

Con la publicación del Marco Macroeconómico Multianual 2018-2021 el Ministerio de Economía y Finanzas (MEF) presenta algunas líneas de acción para racionalizar gastos e incrementar los ingresos fiscales dado su penoso resultado de gestión: bajar el déficit fiscal de 3.5% al 1% en tres años.

Le creería siempre que tuviera en su horizonte de trabajo una reducción de las funciones del estado, de manera que señalarlo como un pronóstico a cumplir si me parece poco creíble.

De cualquier modo, si quiere un déficit fiscal que tienda al 0% tiene que cambiar de rol el ministerio; pasar de ser una entidad técnica-administrativa a una de política-económica.

Evidentemente, el MEF en estos últimos años no ha aprendido nada de política, solamente recuerdo que en los noventas, el Ministro Carlos Boloña fue el único que realizó lo que correspondía hacer valientemente: reformas estructurales de libre mercado.

Con el Ministro reemplazante Jorge Camet, más bien se administró con eficiencia las reformas y desde esa década no hemos tenido un MEF político.

Un breve paso del recordado Ministro Silva Ruete a comienzos de la primera década del 2000 marcó cierta línea política para sortear las presiones de mayor gasto fiscal de los grupos de interés.

Desde ahí no se ha conocido de ningún otro político en el MEF en las últimas dos décadas.

En todo caso, el MEF necesita aprender hacer política económica de otro modo.

Debe comenzar con plantear iniciativas políticas con coraje.

Por ejemplo, unificar y simplificar el aparato estatal mediante la fusión de Ministerios con la finalidad de reducir el control estatal sobre el sector privado.

Una forma ya probada por el Banco Mundial es enviar a sus casas a los empleados públicos de los ministerios que sean sustituidos y fusionados sin perder su sueldo actual que vienen percibiendo.

La oposición a esta reforma política descendería sensiblemente, claro está, debe estar acompañada de una retórica política de austeridad real del Presidente Vizcarra.

Estos empleados jubilados estarán felices ya no seguir trabajando para una entidad donde no le ofrece un futuro prometedor y le vendría bien estar con su familia.

El MEF está diseñado para ser más que una entidad normativa-administrativa; es un jugador natural de la arena política.

Liberar recursos fiscales de aproximadamente un 60% de los S/ 71,393 millones de gasto corriente no es poco, implica hacer política del gobierno limitado, mercado libre y propiedad privada.

Entradas Recientes