blog | 16 marzo, 2017

¿Qué hacemos con Sedapal?

ILE

La empresa estatal Sedapal ha venido restringiendo el servicio de agua en Lima y Callao desde el 15 de marzo, los cuales revelan su incapacidad operativa en épocas de lluvias.

No es el corte de agua en épocas de lluvias lo que molesta el accionar de esta empresa, sino la calidad de servicio a lo largo del año, con cortes continuos a cualquier hora y sin previo aviso.

Una empresa privada competitiva no brindaría un servicio con esta calidad de atención al usuario a no ser que sea por excepción. Pero el servicio de Sedapal se ha caracterizado por el bajo nivel de respuesta antes las miles de quejas de los usuarios.

Lo que tiene planeado Sedapal para cambiar esta situación es invertir S/2,800 millones entre el 2015 y el 2021. Sin embargo, un millón de limeños no tienen agua y se necesitaría S/19.8 mil millones para atender esa demanda. Como se puede apreciar, la capacidad financiera de esta empresa estatal es bien limitada.

Aun cuando Sedapal tuviera todo el presupuesto que necesita no lo podría ejecutar. En nuestra investigación reveló que Sedapal solo tiene capacidad de ejecución de hasta 57% a diciembre de 2015. Años atrás, en el 2013, solo utilizó el 51% del presupuesto que se le asignó.

¿Qué hacemos con Sedapal? Venderla en un esquema de privatización popular, para resolver los problemas de gestión y suministro de agua potable en Lima.

La privatización comienza con regalar a cada peruano mayor de 18 años una acción por el valor de mercado de los activos que posee Sedapal. En el 2015, Sedapal tenía activos por un valor de S/7.9 mil millones que distribuido entre el 67% de la población que es mayor de 18 años, equivaldría a recibir una acción por el valor de S/399.1.

Si la gente está de acuerdo con la privatización popular venderá su acción a la empresa que le pague más por el valor que recibe. Si no está de acuerdo, no lo venderá y formará parte del directorio representado por una organización. El interés primordial de un accionista es recibir utilidades. Su decisión en el directorio será que Sedapal se gestione eficientemente.

La privatización popular es un mecanismo más transparente y justa que las privatizaciones de los noventa. Aquí el monto de la venta de Sedapal iría a los bolsillos de los peruanos y no al gobierno.

Por Jose Luis Tapia Rocha, Director Ejecutivo del Instituto de Libre Empresa, economista y profesor de Faculta de Negocios.

Publicado en Exitosa diario: http://exitosanoticias.pe/opinion-jose-luis-tapia-que-hacemos-con-sedapal/

Entradas Recientes