ÚLTIMAS NOTICIAS

6 septiembre, 2019

Superintendente de Sunedu defiende la Anti Reforma universitaria [FOTOS]

Jefe de la Superintendencia Nacional de Educación Superior Universitaria se opone a la libre competencia e invocó a proteger la reforma universitaria de cierre del mercado.

Lima, 6 de setiembre de 2019.- Mediante la publicación de un tweet, el miércoles 4 de setiembre, el superintendente Carlos Benavides defendió la reforma universitaria en un encuentro realizado en la Universidad Nacional Daniel Alcides Carrión de Cerro de Pasco, donde manifestó que lo avanzado en la reforma universitaria es el licenciamiento de universidades.

Al respecto, señaló que dicha reforma es “producto del esfuerzo conjunto de las universidades” con el apoyo de la “Sunedu del Ministerio de Educación como órgano rector”.

Y exhortó a no retroceder en lo avanzado por la reforma universitaria en el sistema nacional de educación superior.

Esta invocación hecha por el mismo superintendente de Sunedu, entraría en colisión con fundamentos de la economía de libre mercado, como los manifestados en 1955 por el Premio Nobel de Economía Milton Friedman en su artículo “El papel del gobierno en la educación”, en el que proponía una mayor competencia con el sistema de bonos educativos para generar una presión de la demanda sobre la oferta de escuelas a fin de aumentar la calidad educativa.

Por otra parte, el Profesor Michael Parkin de la Universidad de Western Ontario señaló que la forma apropiada para llegar a mayor competencia es la libertad de entrada y salida del mercado, es decir, eliminando cualquier barrera sea en forma de licencias, permisos, regulaciones.

Otro especialista, el Profesor James Tooley, de la Universidad New Castle Upon Tyne de Londres, enfocado en educación para los pobres, señaló que “se supone que las reformas en estos países deben aportar algunos elementos de libertad educacional” que no se observa en el enfoque del Superintendente Benavides.

En este sentido “Donde hay mercados con regulaciones y superintendencias, lejos de favorecer la competencia, lo que hace es cerrar mercado para que se beneficien unas pocas universidades frente a una gran clientela como es el caso universitario” destacó José Luis Tapia, Presidente de ILE.

Sin embargo, para el Jefe de la SUNEDU hay una “nueva relación entre el Estado, las universidades y la sociedad” que “está produciendo importantes cambios en nuestro sistema universitario”, confirmando que continuará el modelo educativo de licenciamiento y control de entrada al mercado universitario, reafirmando además que la Sunedu no va a “retroceder por más presiones políticas que existan” y que seguirá con este modelo de licenciamiento conformado por apenas 73 universidades licenciadas – hasta ahora – para atender un mercado con más de un millón de estudiantes.

En contraposición de lo que usualmente ofrece el modelo de licenciamiento para mejorar la educación universitaria, la solución pasa por realizar las cinco reformas a manera de engranaje.

Es decir, realizar una reforma educativa implica ejecutarla en simultáneo con cuatro reformas más: reforma política; reforma económica; reforma de salud y reforma pensionaria.

La primera; la reforma política significa reducir las 19 funciones, poderes y recursos que actualmente tiene el gobierno (ministerios) a solo justicia, seguridad y obras públicas.

La segunda reforma es la económica, que consiste en abrir todos los mercados y eliminar regulaciones, reglamentos, trámites excesivos; y fomentar la privatización.

La tercera reforma es la educativa, consiste en transferir todos los activos a los operadores naturales. Al decir operadores nos referimos a los docentes, directores, administrativos y padres de familia.

Y propone que a las familias sin recursos económicos suficientes para acceder a estos servicios se les entregue bonos educativos equivalentes en pago de matrículas y pensiones para ser efectuados en cualquier colegio privado con el fin de no perjudicar los estudios de los alumnos dure la transición hacia el capitalismo.

La cuarta reforma es la de salud, que supone entregar en propiedad clínicas, postas, hospitales y centros de salud estatales a los operadores naturales de este sector: médicos, directores, administrativos y los beneficiarios de la salud.

Durante la transición de la aplicación de las cinco reformas las familias de sectores socioeconómicos más bajos -previamente calificadas, por ejemplo: por las Iglesias, organizaciones y notarios- recibirían bonos valorados para pagar consultas médicas, medicinas y cualquier procedimiento concerniente a su salud.

La quinta y última reforma es la pensionaria.

Se refiere en eliminar las ONP y otros programas como Pensión 65 y transferir estos recursos monetarios en forma de bonos para que continúen recibiendo ingresos y puedan acumular fondos que se conviertan en pensiones durante su vejez, en medio de esta transición.

Las tres últimas reformas hacen énfasis en los sectores socioeconómicos más bajos que son los que pueden verse afectados en el cambio hacia el capitalismo.

Otras Noticias