blog | 20 enero, 2004

La interpelación a PPK por Marca II

ILE

El jueves de esta semana el ministro de Economía será interpelado por no haber aprobado el financiamiento de Marcapomacocha II. Para el Congresista Pedro Morales -quien presentó el pedido de interpelación-, considera que el Perú perdió una “magnífica” oportunidad por rechazar un préstamo de US$102 millones ofrecido por el Japan  Bank for International Cooperation. ¿Cuáles fueron las razones de PPK para no avalar dicho crédito?. Gracias a su sensatez, impidió nada menos que el Estado se siga endeudando una vez más. Ojalá que este criterio se siga imponiendo en lo que resta de este gobierno, por que algunos congresistas como Pedro Morales siguen pensando que el Estado es su billetera.

¿BUENA GESTIÓN?

Después de varias lunas el gobierno ha reconocido que Sedapal es ineficiente. Claro, como no va a serlo si ha anunciado cortes de agua por la sencilla razón que el 2004 es un año atípico en lluvias. Peor aun, el ministro Carlos Bruce indicó que para el 2005 Lima quedará desabastecida sin agua debido a que las pocas reservas que existen se irán consumiendo a lo largo de este año. Pero los ministros Bruce y Kuczynski no tienen el coraje de defender la privatización de Sedapal, por que solo lo reducen a una falta de financiamiento. Como se puede observar Sedapal no funciona y tampoco los ministros.

Es una gran ridiculez que Sedapal salga a defender que su “buena” gestión depende que la madre naturaleza sea buena con ellos. Y piensan que los cortes de agua van a solucionar el problema de abastecimiento en Lima. Estamos como en 1988, cuando en el gobierno de García todos andábamos con nuestros baldes de agua después de haber hecho enormes colas. Es como si se afirmara que las empresas embotelladoras de gasesosas van a publicar avisos televisivos señalando que solo van a vender sus productos hasta el 2004 debido al “déficit de precipitaciones”.

PRIVATIZAR O MORIR

Bueno, pero los opositores a la privatización de Sedapal niegan que el agua sea un bien económico y comercializable. Mas bien, consideran al agua como una necesidad. Que no puede ser sometida a las leyes del mercado y, que la gente es insensible a las variaciones de precios, en otras palabras, no se le puede privar a la gente de este recurso. Para los estatistas solo hay un modo antiliberal de establecer derechos de consumo sobre este líquido elemento: políticamente con propiedad pública del recurso y precios controlados.

A pesar que el Estado ha gastado más de 2,000 millones de dólares en obras de agua y saneamiento no ha podido evitar la pérdida de agua de alrededor del 50% en centros urbanos. 30 de las 45 empresas estatales de agua potable en el Perú no cubren sus gastos operativos, mientras 7 millones de peruanos siguen sin servicios de agua y condiciones mínimas de saneamiento, por debajo del promedio en América. ¿Por qué este pobre desempeño a pesar de la cuantiosa suma gastada? En realidad, no se le puede pedir al Estado que cumpla bien su función empresarial cuando sabemos que sus características naturales son el formalismo, la jerarquía, y la burocracia muy contrarias a la gestión eficiente y eficaz para lograr sostenidamente buenos resultados.

SABIDURÍA POLÍTICA

Creo que ya son pocos los que consideran que los políticos son sabios y justos para distribuir y gestionar un importante recurso como el agua. El estatismo ha demostrado su rotundo fracaso en la gestión de Sedapal. Son miles de millones de dolares los que se necesitan para modernizar la infraestructura de agua y desague a nivel nacional. Pero esa no es la principal razón por la que se deba privatizar Sedapal, sino por que es antinatural que el Estado asuma la función de empresario. Ojalá que Kuczynski salga bien librado de la interpelación de sus opositores, no vaya a ser que después tengamos un ministro con el pensamiento “Pedro Morales” que piense que toda deuda es una bendición del Señor.©

Por Jose Luis Tapia, Presidente de Instituto de Libre Empresa

Entradas Recientes